Errores comunes en una boda

Son muchas las cuestiones que debemos tener en cuenta a la hora de organizar una boda. Tantas, que no es raro que olvidemos alguna importante, la cual se puede convertir en un completo quebradero de cabeza.

Puede que existan detalles en los que ni nos hayamos parado a pensar o que no se les haya dado la importancia adecuada. Estos detalles pueden marcar la diferencia entre una boda increíble y una desastrosa. Aquí te dejo algunos de los errores más comunes que se dan en las bodas para que los evitéis a toda costa.

Y si estás inmesa en la organización de tu boda también podrá interesarte los errroes que NO debes cometer el día de tu boda.

1-Llevar zapatos incómodos

Si eres de las que “antes muerta que sencilla” ten cuidado que esto no estropee tu día.

Una de las decisiones  que debes tomar durante la organziación de tu boda es la elección del calzado. Debe ser bonito y acorde con el vestido, pero a la vez cómodo, ya que pasarás muchas horas con él puesto.

Una buena opción es llevar un par plano de recambio para estar más cómoda y poder bailar y divertirte con tus invitados.

Mi consejo es que no te los pongas por primera vez el día de la boda, acostumbra tus pies a ellos y camina antes por casa para amoldarlos. Esto evitará que el día de tu boda sea un suplicio por rozaduras y dolores de pies. 

errores-boda

Zapatos espectaculares de Just-ENE

2-Acabar disfrazada 

¿Quién no ha visto alguna vez a una novia ir completamente diferente a lo que es su look y su estilo personal? Este es uno de los errores más imporantes que debes evitar el día de tu boda.

El vestido de novia es algo muy personal y debes acoplarlo a tu forma de ser y estilo.

Otro error garrafal es ir sobrecargada de complementos y detalles. Hay momentos que más vale pecar de discreta que de sobrecargada. Y este es uno de ellos a no ser que en tu día a día te encante el exceso de accesorios.

Esto se extiende también al peinado, estamos en la era de la naturalidad, más vale una melena semirrecogida y sencilla que un moño en el que no cabe una horquilla más. 

Te dejo aquí un enlace un otro artículo que habla sobre este tema: ¿Te vistes o te disfrazas de novia?.

3-Regalos de boda que en realidad nadie quiere

Cada vez está más de moda regalar detalles que sean de utilidad para nuestros invitados, ya que los típicos regalos de boda acabarán en un rincón de casa olvidados.

Sed originales y buscad algo que sea útil y a la vez bonito. Sin duda vuestros invitados os lo agradecerán.

Otra opción es colaborar con alguna asociación sin ánimos de lucro en la que el dinero invertido servirá para ayudar a personas o animalitos que realmente lo necesitan. Aquí os dejo un post que habla de ese tema: Detalles de boda pata tus invitados

errores-boda

Proyecto Abraham- El Costurerico

4- No disfrutar en la boda

Esto más que un error es un pecado, no disfrutar en tu propia boda no tiene perdón.

Que un pequeño fallo no te arruine toda la boda. Hay que encarar ese día sabiendo que la “perfección” no existe, y que siempre puede ocurrir algún contratiempo en la boda, como en la vida misma.

Lo importante no es que NO pase nada, si no cómo tú lo vives.

Este día es un momento especial en el que debes disfrutar con tus seres queridos y no obsesionarte con que todo debe salir según el guión escrito.

Por ello es bueno saber delegar y confiar en las personas que se harán cargo de ciertos aspectos. Este día no se volverá a repetir, intenta disfrutarlo al máximo y no estés pendiente de todo. ¡Relax!

5- Olvidaros los anillos o el ramo de novia en casa

Suena a tópico, pero ha pasado más veces de las que os imagináis.

Para más seguridad mi consejo es que deleguéis esta responsabilidad a otra persona. Por ejemplo: los anillos o arras podeís dejarlos a cargo de un cuñado o amigo que se los guarde en un bolsillo la noche anterior.

Con respecto a los votos podéis hacércelo llegar por email a vuestr@ wedding planner para que los lleve impresos, o a alguna amiga, y el ramo pedirle a vuestro padre o a la persona que irá con vosotras en el coche que también se acuerde estar atento…

De todas formas, si algo se queda en casa…¡No pasa nada! Que esto no sea motivo de nervios y tristeza en un día tan importante. Quedará como una anécdota a contar.

errores-boda

Fotografía de Mario Casado

6-Dejarlo todo para último momento

Puede ocurrir que pensemos que queda mucho para el gran día, pero el tiempo pasa volando y cuanto antes tengamos todo contratado y ultimado mejor, ya que los proveedores tienen mucho trabajo y si los dejamos para última hora posiblemente ya será tarde para contratar sus servicios por falta de disponibilidad. ¡Coged las cosas con tiempo!

Lo mismo el día de la boda. Dejar todo preparado la noche anterior, haceros un check list con todo lo que vais a necesitar y controlar que está todo.

Citar a los responsables de maquillaje y peluquería con tiempo, vestiros tranquilas y dejad un rato para las fotos. Uno de los errores que puede arruinar vuestro getting ready y haceros llegar nerviosas o tarde a la ceremonia es no hacer las cosas con el tiempo necesario.

 

7-No contratar proveedores profesionales

Contratar a buenos profesionales y proveedores es clave para el exito del evento. Aseguraos de que tienen experiencia y de que son buenos. Es mejor gastar un poco más a ahorrar dinero al principio y que nos salga caro después.

Contar también con un@ Wedding Planner debería ser casi obligatorio si queremos estar tranquilos el día de nuestra boda y no preocuparnos por nada más que disfrutar.

El o la Werdding Planner no solo te asesorará durante toda la organización de la boda para que no cometas errores, sino que además se ocupará de que el día de tu boda vaya sobre ruedas.

8-No fijar un presupuesto realista.

Lo ideal es que fijemos un presupuesto realista para el total de la boda e intentemos ceñirnos a este para no llevarnos sorpresas de mal gusto.

Muchas parejas comienzan a organizar su boda sin tener ni idea de precios, cosa que es normal, y se marcan un presupuesto que luego es imposile cumplir. 

Ir de a poco y antes de empezar con reservas tomaros el trabajo de averiguar cosa por cosa lo que vais a gastar de forma aproximada para ver si estáis dentro del presupuesto o si tenéis que hacer cambios en el tipo de boda.

Os dejo un enlace a cómo controlar el presupuesto de vuestra boda.

Conclusión

Organizar todo el evento a consciencia contando con buenos profesionales, organizando todo con tiempo, estableciendo un presupuesto realista, pensando en la comodidad de ese día y siendo flexibles con vuestra actitud para que ningun mínimo vientecito os pueda desequilibrar en un día tan importante.

Espero que os haya sido útil este post.

Nos vemos en Instagram mientras tanto hasta el próximo post.

Podeís dejarme comentarios más abajo y os contestaré a la mayor brevedad.

¡Un abrazo!

Valeria 🙂

Pin It on Pinterest

Share This

Compártelo

¡Comparte este artículo con tus amigos!